Este blog nació con la idea de mostrar de todo un poco…Podrás encontrar lecturas, imágenes, pensamientos; compartir artículos, fotos, opiniones....







miércoles, 1 de septiembre de 2010

¿Qué FUE PRIMERO? ¿ EL HUEVO O LA GALLINA?


¿El huevo o la gallina? Es una de esas preguntas clásicas para discutir y pensar un rato (no tanto en realidad). Es un círculo que aparentemente no tiene inicio, y ya lo utilizaba Aristóteles para decir que el mundo había existido siempre: los hombres no cambiaban mucho de generación en generación, y otros animales, como las gallinas, formaban parte de un ciclo que parecía no tener inicio.

Hoy en día, por suerte, podemos dormir tranquilos, la ciencia tiene una respuesta:

¿Qué fue primero? El huevo. ¿Quién puso el huevo entonces? Una pseudogallina con un código genético ligeramente distinto al de la gallina que conocemos hoy en día.

Al menos esto es lo que se deduce de la Teoría de la Evolución. Lo que sucede es que la "especie" es la unidad mínima para clasificar a los seres vivos, dentro de: género, familia, orden, clase, división, reino, y dominio, ordenados de esa forma. Pero no hay una definición exacta sobre especie, no se puede determinar con exactitud en qué momento una especie deja de ser tal para ser la siguiente. Generalmente el límite está determinado si dos seres distintos no pueden reproducirse entre sí, pero hay algunas excepciones, así que no se puede determinar siempre con exactitud en qué generación una especie "pasa a ser otra". Los cambios suelen ser graduales a lo largo de miles de años, y se deben a que durante la división de las células sexuales durante la reproducción, se generan mutaciones aleatorias en el código genético.

Por todo esto es imposible determinar en qué momento la gallina doméstica, cuyo nombre científico es gallus gallus, fue otra especie. Pero sí estamos seguros de que la primer gallus gallus estuvo en un huevo que fue puesto por lo que sería formalmente una especie diferente.

Esto puede parecer demasiado lógico, pero no lo era para Jean-Baptiste-Pierre-Antoine de Monet, Caballero de Lamarck, (Lamarck para los amigos) quien, en 1809, propuso que las especies no permanecían inmutables a lo largo del tiempo, sino que evolucionaban. El error que cometió (50 años antes de los postulados de Darwin), fue creer que las especies adquirían las características diferentes a lo largo de la vida, y podían heredarlas a sus decendencia.

Lamarck sugería que las jirafas tenían el cuello largo, porque durante su vida hacían un esfuerzo por alcanzar hojas más altas, y se les terminaba alargando poco a poco, entonces podían heredar esa característica a sus descendientes. La evolución de las especies de Darwin es sustancialmente distinta, y plantea que las especies tienen diversos descendientes con caracteres distintos, y que terminan teniendo una ventaja reproductiva quienes están mejor adaptados al ambiente. O sea, de un grupo de jirafas hermanas, la que tiene el cuello más largo (hoy sabemos que lo determinaron sus genes), tiene más posibilidades de conseguir alimento, sobrevivir, reproducirse, y tener hijos con su misma característica. Predominando a largo plazo sobre las de cuello más corto.

Así que Lamarck hubiera creído que nuestra pseudogallina puso un huevo, de donde creció otra pseudogallina, y a lo largo de su vida fue adquiriendo alguna característica que la hizo semejante a las gallinas de hoy.

Lamarck hubiera creído que fue primero la gallina.

Y así otra incógnita queda resuelta por la ciencia. Algunos quedarán decepcionados por encontrar una respuesta a este aparente problema eterno, y otros se irán a dormir tranquilos esta noche. Para quienes no lo hayan leído aun, recomiendo dar un repaso por el artículo: Por qué la Evolución no es "sólo una teoría".

http://www.proyectosandia.com.ar/
Imprimir artículo
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...