Este blog nació con la idea de mostrar de todo un poco…Podrás encontrar lecturas, imágenes, pensamientos; compartir artículos, fotos, opiniones....







martes, 22 de febrero de 2011

Cuento popular indio

Había una vez un anciano que tenía un pajarito al que quería mucho. Un día, tuvo que viajar y pidió a su esposa que lo atendiera. Pero ella, que era muy haragana no lo hizo.

Al poco tiempo, el ave, muerta de hambre y de sed, picoteó las rejas de la jaula y escapó.

Al regreso, el anciano vio lo sucedido y marchó en busca del pájaro para pedirle que regresara. Al encontrarlo, el ave le dijo:

—Estoy bien aquí, amigo. Pero como siempre fuiste bueno conmigo te daré un regalo.

Así, puso delante de su antiguo dueño dos cestos: uno grande y uno pequeño, y le pidió que escogiera uno.

—No tienes que darme nada –dijo el hombre– pero si ese es tu deseo tomaré el cesto pequeño. –Y se fue a casa con el presente.

Al llegar, vio que el canasto estaba lleno de oro, plata y piedras preciosas.

Entonces, su codiciosa mujer, lo obligó a contarle cómo había obtenido ese tesoro y partió también en busca del pájaro. Al encontrarlo le dijo así:

—¡Cuánto te extrañé! Me he preocupado tanto por ti que merezco un regalo a cambio.

— Muy bien –dijo el ave –todos merecen una oportunidad. Y le dio a escoger entre dos cestos. Ella, sin pensarlo, agarró el más grande y partió sin dar las gracias.

Al meter las manos en el cesto pensando encontrar una fortuna solo halló serpientes y escorpiones. Se asustó tanto, que salió huyendo y dicen que aún corre de un lado a otro sin saber dónde esconderse.

Imprimir artículo

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...